Inicio / Noticia
Informe de Lyxor AM /
Los fondos pasivos sostenibles han crecido un 35% en los últimos cinco años
15:30 | 17/09/2019
  • Los activos de inversión sostenible, incluyendo los fondos ESG tanto activos como pasivos, han alcanzado un patrimonio superior a 31 billones de dólares a finales de 2018, lo que representa un aumento del 34% desde 2016
  • Aunque la mayoría de los activos ESG sigue bajo el paraguas de la gestión activa, los datos demuestran un cambio de tendencia de los inversores ESG hacia los fondos indexados
  • En Europa, los fondos pasivos ESG han crecido a una tasa anual del 35% durante los últimos cinco años en comparación con el crecimiento del 11% de los fondos ESG gestionados de forma activa
Por Futuro a Fondo

La inversión ESG no implica renunciar a la rentabilidad sino más bien al contrario. Una estrategia de inclusión positiva basada en las puntuaciones de los criterios ESG puede elevar el perfil ESG de carteras de smart beta tanto pasivas como activas, sin reducir necesariamente la rentabilidad ajustada a los riesgos.

Según los expertos Fabio Alessandrini y Eric Jondeau de la Universidad de Lausana, un análisis de los rendimientos históricos de un universo de títulos de renta variable (en este caso representados en el índice MSCI All Country World) durante el periodo 2007-2018 una política de exclusión basada en las puntuaciones ESG más bajas de las empresas no tiene impacto negativo en rendimientos de una cartera de inversión.

De hecho, en la mayoría de los casos, la utilización de un filtro con criterios ESG mejora el comportamiento de las carteras, incluso teniendo en cuenta la rentabilidad ajustada al riesgo. Por ejemplo, excluir el 50% de las empresas con las puntuaciones más bajas en términos ESG de una cartera de renta variable europea tuvo como resultado un incremento anual de los rendimientos la cartera del 2,3% durante un plazo de 10 años, al tiempo que se redujo la volatilidad en un 1,6%.

El interés por la inversión con criterios ESG

El último artículo académico de Lyxor proporciona amplios datos estadísticos que ilustran el aumento del interés por la inversión ESG. Los activos de inversión sostenible, incluyendo los fondos ESG tanto activos como pasivos, han alcanzado un patrimonio superior a 31 billones de dólares a finales de 2018, lo que representa un aumento del 34% desde 2016. Actualmente tienen una cuota del 39% de los activos bajo gestión profesional a nivel mundial.

Aunque la mayoría de los activos ESG sigue bajo el paraguas de la gestión activa, los datos demuestran un cambio de tendencia de los inversores ESG hacia los fondos indexados. Por ejemplo, en Europa, los fondos pasivos ESG han crecido a una tasa anual del 35% durante los últimos cinco años en comparación con el crecimiento del 11% de los fondos ESG gestionados de forma activa.

Según el último artículo académico elaborado por Lyxor Dauphine Research Academy, adoptar un enfoque ESG no implica renunciar a la rentabilidad. “Mejorar el perfil ESG de una cartera no implica un detrimento de los rendimientos. En algunos casos, puede incluso resultar en rendimientos superiores”, comenta Marlène Hassine Konqui, responsable de análisis de ETF en Lyxor Asset Management. “A medida que la disponibilidad y la calidad de la información referente a las inversiones ESG mejora, se diseñan más estrategias basadas en índices que integran criterios ESG.”

En opinión de François Millet, responsable de estrategia en ETF, ESG e innovación en Lyxor Asset Management, "los ETF y los criterios ESG encajan de manera natural y el crecimiento de este segmento del mercado de los ETF europeos será aún más fuerte”.

Comentarios

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.